sábado, noviembre 07, 2009

la memoria selectiva de los fashion victims y los cortes de energía

Independientemente de lo que digan los expertos, la moda que ha calado en los usuarios fashion victims de twitter, facebook y blogs es llorar por los cortes de energía.

Nadie toma en cuenta que tenemos los peores estiajes de los últimos 45 años (que al afectar a todo el norte del subcontinente, impide que Colombia nos venda energía en el nivel habitual), o que no hemos tenido el mínimo nivel de lluvias necesario. Tampoco quieren ver que este Gobierno ha hecho lo que ningún gobierno anterior quiso hacer: iniciar las obras en coda-codo; mazar, toachi pilatón, mira, sopladora, etc. (los otros no lo hacían porque la consigna era quebrar las empresas públicas, inclusive eléctricas para luego comprarlas a precio de huevo quebrado).

Tampoco toman en cuenta las medidas para evitar el alto consumo, como la entrega de 6 millones de focos ahorradores, las campañas de ahorro, la tarifa dignidad, la instalación de sistemas solares, y las mini centrales eléctricas, etc.

Algunos hasta han dicho que por tener más presupuesto que en otros años, las represas debieron construirse en 3 años. Si mañana me dan 60 mil dólares, ¿puedo yo construir en una semana una casa amoblada de hormigón armado? Con suerte, podré conseguir a alguien que haga los planos. De los permisos, contratación de personal, construcción, decoración de interiores, etc., ni hablar.

la pregunta es

¿Dónde estaban esos reclamones cuando urdesa, mucho lote, sauces, alborada, las orquídeas, el centro, el sur, el oeste, y el norte de Guayaquil se inundaron?
via

¿por qué no reclamaron al mashalcalde? ¿o a interagua?

Porque los culpables fueron los primeros en culpar a otros. El alcalde, como suele suceder, dijo que le vayan a reclamar a interagua. La empresa contratada por el municipio culpó a la gente, a los ciudadanos, por ser muy cochinos y tapar las alcantarillas de alcantarillado pluvial. No dijeron que hay un déficit de alcantarillado pluvial y sanitario, simplemente culparon a quienes les pagan por tener las cosas en orden.

foto: El Universo

Eso sin mencionar el caso vachagnón, que quiere seguir dando el mal servicio al que ha ido acostumbrando a la gente que no osa reclamar porque no conviene que se note que las consesiones no han sido la mejor solución.

Se cambian de nombre una, dos veces, pero son los mismos los que se llevan el negocio.

Pero como la consigna es desestabilizar y preparar terreno para el golpe de Estado, hasta quieren reclamar porque no les dejan farrear. Como si la farra fuera más importante que garantizar la energía para los horarios y sectores donde sí se necesita.

¿cuántos de esos que se dejan llevar por los conspiradores sabrán que están ayudando a los mismos de siempre en su objetivo de volver a tomarse la patria?
Publicar un comentario