lunes, febrero 13, 2012

Campaña sucia, Rafael Correa y el proyecto MEC-BID

Las mentiras sobre Rafael Correa y el proyecto MEC-BID han sido aclaradas ya varias veces, pero cada cierto tiempo, algún opositor de esos a los que no les importa nada en su afán de lanzar lodo, vuelve con el mismo tema.

El último fue xavier bonilla, conocido como bonil, que llamó "Una joya bibliográfica" a esa nota. ¿Alguien puede creer que nunca se enteró de la aclaración sobre ese tema? ¿En serio bonil decidió lanzar esa nota sin al menos investigar si el presidente había comentado el asunto?

Parece que sí. En su cuenta de facebook, bonil comenta que: 
1.-Le enviaron esa foto por mail (no verificó si era falsificada ni le importó que no fuera contrastada con versión de afectado)
2-Quería aclaración o respuesta (pero siendo el presidente el afectado, no le dio mention. Tampoco dice si consultó con diario El Universo por qué la nota no había sido contrastada con la versión del afectado.Solo soltó la difamación en su muro de facebook para obtener cientos de réplicas). No ha encontrado nada que desvirtúe la acusación difundida por diario El Universo (como si el acusado tuviera la obligación de demostrar su inocencia y el acusador no tuviera la obligación de demostrar sus acusaciones).
4 (no hay numeral 3)- A pesar de que la difamación se ha difundido varias veces, el caricaturista político "desconocía completamente que este tema" (Por eso se apresuró a lanzarlo sin verificar, contrastar o al menos preguntar a alguien por la veracidad de la nota trucha de El Universo). El ingeniero Briones tiene la responsabilidad de lo que dijo (Como si difundir la infamia de otros liberara a bonil de toda responsabilidad)
5-La difusión de una calumnia no la hizo porque lo moviera un bajo instinto (nada más elevado que lanzar lodo sin verificar la veracidad de lo que se dice). En ese punto, bonil aprovecha para seguir atacando a la víctima de la difamación que bonil difundió en su cuenta de facebook.
6-bonil lamenta haber difundido una calumnia.

En su conclusión, bonil lamenta la respuesta del afectado. Dice que los ciudadanos tenemos derecho a interpelar y preguntar sobre su honestidad a quienes administran el aparato del Estado. Lo que no dice es que nunca hizo eso. Solo lanzó la calumnia sin contrastar, verificar, o al menos preguntar al afectado su versión de los hechos. De paso dice que no ha encontrado evidencias de que Rafael Correa sea  Y aún así se victimiza. Rafael Correa le respondió desde su cuenta de twitter con un link al informe de Contraloría que aclara las cosas.

Antes de eso, el abogado joffre campaña, defensor de diario El Universo y de fabricio Correa, tuiteó la foto de una noticia publicada por diario El Universo el 28 de marzo de 1995 cuyo titular es "Ex funcionario cobró sin trabajar 1.300 dólares". En su tuit explica que "Gente cansada de lo que ocurre me ha hecho llegar esta antigua publicación".



La nota hace referencia a un informe especial de auditoría interna realizada por el Ministerio de Educación y declaraciones del Ing. José Augusto Briones, que era Director Ejecutivo de esa unidad. Según la publicación, cuando Rafael Correa  trabajó en el proyecto MEC-BID entre 1992 y 1993, "perjudicó a la realización de proyectos cuyos fondos fueron para la ayuda y mejoramiento de la educación básica, especialmente en el área rural".

La nota dice que el mismo funcionario Correa "reivindicó ante los organismos de control una supuesta honestidad en el manejo de los fondos y denunció a los actuales administradores, pidiendo su destitución, al aducir que han cometido irregularidades. Lo cual contradice los resultados de la auditoría, que prueban que él cobró honorarios sin trabajar"

Acá se confirma que la falta de rigor periodístico no es nueva en ese medio. En su titular, El Universo acusó a Rafael Correa de piponazgo (cobrar sin trabajar), cuando las únicas evidencias son un informe de auditoría de quienes fueron denunciados y la palabra del encargado del informe. No hubo sentencia ejecutoriada ni al menos un informe de Contraloría inculpando a Rafael Correa. No se contrastó las fuentes, no se publicó la versión del Mashi a pesar de que la misma nota dice que hubo una contradicción.

Lo que sucedió realmente es que Rafael Correa se negó a pagar a una consultora por impedimentos legales. Él afirma que cambiaron las condiciones del contrato para poderla enrolar. Rafael sugirió además cerrar algunos proyectos (cosa que lo habría dejado sin trabajo) ya que resultaban perjudiciales para el Estado.

Según cuenta el Mashi, la cosa va más o menos así: El BID presta dinero a Ecuador para proyectos del Ministerio de Educación, pero le dice en qué debe gastarlo, quiénes manejan realmente el proyecto, y si hay retrasos, cobra una multa. Pero al BID le convenía que el proyecto se demorara debido a que así podía sacarle más dinero al Estado. A los funcionarios también les convenía demorarse, porque así trabajaban por más tiempo (el doble o el triple). Los contratos eran confidenciales. No se informaba de montos, términos de referencia, diseño del proyecto, condiciones financieras, cantidad de trabajadores ni sueldos referenciales, etc.

Rafael no claudicó ante el BID. No en vano la persecución, por la cual, afrontó un juicio y lo pusieron en una lista de contratistas incumplidos (aunque su contrato era como funcionario, no como contratista). En una evaluación, incluso lo calificaron con insuficiente en comunicación oral.


En las páginas 179 a 183 de su libro "Ecuador: de Banana Republic a la No República", Rafael Correa recuerda el episodio y aclara que incluso el Vicepresidente del BID le pidió disculpas y que finalmente se ordenó la terminación de ese contrato. Nadie fue procesado por peculado debido a que el principal culpable, el que supuestamente daba las órdenes, tenía inmunidad diplomática.

Según el libro, los grandes culpables terminaron bien. La consultora fue a trabajar para el Banco Mundial en Costa Rica. El responsable del BID se jubiló anticipadamente. El funcionario que dio seguimiento al proyecto, renunció a su cargo y fue contratado como consultor de los proyectos del MEC-BID. El año pasado, Briones era Gerente del área de gobernabilidad del PNUD, seguía participando en actividades con Rosalía Arteaga y se reunía hasta con los Scouts.

El Ministro de Educación de la época, quien ordenó directamente el pago, salió del cargo en noviembre de 1993 (atenti con la fecha), pero después fue designado Vicepresidente de la República (cosa que, aclaro, no parece estar vinculada con este caso).  Fue reemplazado por Rosalía Arteaga, quien  según Diario Hoy, conoció allí a Briones. En abril de 1994, Rosalía Arteaga fue llamada al Congreso por Juan José Castelló por el nombramiento de su hermano Juan Arteaga como Director de obras civiles de la unidad MEC-BIRF.

La nota de El Universo retomó vigencia el 6 de octubre del 2006. León Febres Cordero la usó para tratar de perjudicar la imagen de Correa, entonces candidato a la presidencia, pero Rafael le recordó que había ganado todos los juicios y tuvieron que rectificar la noticia.

Lo raro de la nota publicada por El Universo el 28 de marzo de 1995 es que hay un precedente. El 11 de noviembre de 1993, Diario Hoy publicó que un informe de Contraloría  determinó un perjuicio al Estado por $40 mil dólares en la contratación de la Consultora General Ana Cecilia Escandón, realizada por el Ing. José Augusto Briones. Según la publicación, el Ministro y luego Vicepresidente de la República, Eduardo Peña Triviño, sabía de las presuntas irregularidades. En esa época, el Contralor era Juan Carlos Faidutti.

¿Cómo es que El Universo no tomó en cuenta ese detalle el 28 de marzo de 1995 antes de acusar a Rafael Correa de cobrar sueldo sin trabajar?


Joffre Campaña tuiteó además las publicaciones sobre el tema de diarios La Hora y Expreso (que publicó un texto muy parecido al de El Universo) y un remitido de Briones. Siempre información no contrastada, plural ni veraz. ¿En serio Joffre Campaña no se enteró de que LFC ya quedó mal cuando trató de usar esa noticia trucha?

¿Tan desesperados están que reciclan noticias truchas que en vez de perjudicar al Mashi, evidencian una vez más la mala prensa que suele hacer diario El Universo?

¿Cuántos de sus seguidores retuitearon lo que publicó Campaña? ¿Cuántos están aún engañados y dicen en reuniones familiares o cuando se pegan una biela con sus panas que hubo una auditoría contra el Mashi? ¿Cuántos se dieron cuenta de que se trataba de una manipulación?

Actualización:

El opositor Blasco Peñaherrera también se hizo eco de las mentiras. En un par de tuits dijo "Ahora se comprende el odio al BID y al Universo" y "Iforme de auditoria de 1995 que acusa a @mashipipon de cobrar $1300 x mes al BID sin trabajar"

La alegría del opositor dura poco.
Publicar un comentario