viernes, febrero 25, 2005

i had a dream & combos

clasificados
Combos
Bacán que estén de moda los combos.
En Quito hay un restaurante famoso por su combo pendejócrata: almuerzo Ejecutivo de guatita con colada (si usted es un sabido, coma lo que más pueda y váyase sin pagar sus cuentas); con música de fondo para clientes especiales (los pitos de los ciudadanos conscientes que quieren que esa sarta de /(&/$*]}%&$ "clientes especiales" se vayan a sus casas por ser tan "de facto"); y para los que gasten demás, hay un panita que les perdona las deudas o se las cambia por papeles chiros. Por aniversario, los comensales participan de un sorteo de pasajes de ida a Panamá.
Yo no voy porque los comensales tienden a jalarse la leva entre ellos, a mentir, a robar, amenazar a quien no se tome la sopa y otras cosas más que no digo porque me da pereza.

En todo caso, la moda de los combos se impuso definitivamente por la persecución a la que están sometiendo a héroes nacionales y otras personas que hacen reclamos justos al cojudócrata.

Lamentablemente, el asunto es serio, porque ya se hace patente cuál era la función de los de la corte de facto y cuál es la mentalidad del dictador.


fue horrible
i had a dream
Estaba casi dormido mientras los muchachos veían t.v. Como a la 01:30 se levantaron y Paco comentó que sentía una carga energética en el ambiente. Me llamó la atención que paco pudiera percibir eso, así que me concentré pa ver de qué se trataba. Inmediatamente vi una nube con consistencia de aurora boreal, pero que se movía a través de la habitación. (en este punto, es mi deber aclarar que no me la había fumado al revés)

Cuando la nube llegó a donde estaba yo, sentí una carga eléctrica (cualquier parecido con la Gloria de Javeh es mera coincidencia) y me paralicé. Además se apareció una presencia que se manifestó como un tornado. Traté de llamar a los muchachos, que conversaban en la habitación, pero no me escuchaban. Para hacer algo de ruido, traté de tirar 1 caja de cartón que uso como biombo, pero ésta cayó en cámara lenta sin hacer ningún ruido.

Traté de moverme una vez más, pero de la nada salió un perro enorme que se paró a mi lado, gruñendo cada vez que trataba de moverme o hablar.

Justo entonces, paco salió a tomar agua y me despertó. Lo único que se me ocurrió es que todo hubiera sido perfecto si en vez de ver a paco en la cocina tomando un vaso de agua, me hubiera encontrado a la Blanquita acostada a mi lado y la hubiera despertado pa que me proteja de los monstros. (si yo tengo insomnio, ella también)
Publicar un comentario